La ropa de cama mínima favorece el sueño profundo (especialmente para los que duermen juntos).

¿Sabías? Los comas inducidos por la leche ocurren cuando la energía de la lactancia arrulla a la mamá y al bebé para que se duerman.